En Valfonta nos encargamos de fabricar válvulas reductoras de presión y contamos con muchos años de experiencia en el sector. Gracias a ello, sabemos que podemos garantizar la calidad de nuestros productos, al mismo tiempo que ofrecemos una solución óptima para todo tipo de fluidos, ya sean vapores, líquidos o gases. 

Pasos para diseñar una válvula de presión

Antes de nada, se deben tener en cuenta los siguientes aspectos cuando llegue el momento de elegir el diseño de una válvula de presión:

  • El diseño del material. 

  • Los valores normales, los límites de presión y los límites de temperatura que soporta el cuerpo de la válvula.

  • Dimensión y capacidad de flujo.  

  • Límites de temperatura.

  • Caudal de fuga. 

  • Cuándo va a perder presión y saber en qué momento se cierra la válvula.

  • Conocimiento del sistema de cañería. 

  • Durabilidad de la válvula y coste.

Conceptos a tener en cuenta a la hora de diseñar una válvula de presión

Para diseñar del modo adecuado una válvula de presión es importante determinar cuál será la finalidad de la válvula en cuestión. Para hacer esto, resulta esencial conocer todos los tipos de válvulas existentes:

  • Válvula de compuerta: se emplean para cortar o abrir el paso de un fluido, usualmente líquido. Su diseño bidireccional permite ser instaladas en cualquier sentido. Es esencial que estas válvulas se encuentren totalmente abiertas o cerradas, ya que un fallo de la puerta puede llegar a destruir la válvula. A su vez se clasifican en tres tipos, según la cuña o el espejo que requiere: sólida, flexible y resiliente.

  • Válvula de bola: estas válvulas también son bidireccionales y se utilizan en industrias con diámetros más pequeños. Las válvulas llevan un doble anillo, que se sitúan uno a cada extremo de la bola otorgando mayor seguridad. A su vez, se clasifican en bola flotante y en bola guiada (Trunnion), según las aplicaciones requeridas.

  • Válvulas de mariposa: son las más empleadas debido a su versatilidad y funcionan cómo una válvula de apagado y encendido. Se clasifican según la convergencia de los centros de sus principales partes en disco, cuerpo, vástago y asiento

  • Válvula de globo: su diseño unidireccional permite regular principalmente la presión. Y también, estas válvulas se clasifican según su forma de activarse en manuales, automatizadas y autorregulables. 

cómo seleccionar una válvula de control

Normativa europea para diseñar válvulas de presión

Para empezar, hay que destacar que la normativa existente en América (ANSI) no es la misma que tenemos en Europa (EN). En consecuencia, le mostraremos todo lo referente a la normativa europea. 

El 7 de mayo de 1997, bajo el Real Decreto 769/1999, se publica en el BOE la Directiva de Equipos a presión, 97/23/CE. Esta establece los requisitos mínimos que deben tener todos los equipos sometidos a una presión máxima admisible PS superior a 0,5 barg 1 en cuanto a su diseño, fabricación y evaluación de la conformidad.

Por otro lado, resulta esencial saber qué tipo de elemento pasará por dentro de la válvula (vapor, líquido o gas). Y además, se debe destacar a su vez que estos componentes se han clasificado en dos tipos de fluido totalmente diferenciados. El grupo 1 corresponde a los fluidos peligrosos como son los explosivos, tóxicos o comburentes. Y en el grupo 2, se encuentran el resto de fluidos no tan perjudiciales. 

Para cualquier duda o aclaración, contacte con nuestro departamento comercial

Cómo diseñar una válvula de presión

Debido al vocabulario técnico utilizado dentro del sector, es difícil comprender qué es lo que se busca y qué se está comprando. Nosotros lo sabemos perfectamente y nos encargamos de asesorarle. Solo tiene que rellenar el formulario y nos pondremos en contacto con usted a la mayor brevedad de tiempo posible.

También puede llamarnos por teléfono al +34 933 720 888 o mandarnos un correo electrónico a la dirección valfonta@valfonta.com. ¡Estaremos encantados de atenderle y resolver todas sus dudas!

Contactar con nosotros